jueves, 16 de julio de 2009

Al principio era el tennis...

En nuestra nota “Buscando el eslabón perdido” hicimos referencia a la disputa en torno a cual fue el primer videojuego de la historia. Allí llegamos a la conclusión de que OXO debía ser catalogado como el primer juego por encajar con la definición que proponíamos respecto a que es realmente un videojuego. Desde luego, para ello hicimos referencia a sus antecesores: “Lanzamiento de misiles”, creado por Thomas T. Goldsmith y Estle Ray Mann en 1947, y “Nim”, creado en 1951 por la firma Ferranti. También nos vimos obligados a mencionar a “Tennis for two”, pero sólo lo hicimos por arriba ya que reconocíamos la necesidad de brindarle un artículo completo al primer videojuego con video animación de la historia.
William A. Higinbotham fue su creador en 1957. Se trata de un físico estadounidense nacido un 25 de octubre de 1910 cuyos estudios fueron muy requeridos durante la Segunda Guerra Mundial. Desde luego, el origen de los videojuegos no está ligado a la búsqueda de nuevas formas de entretenimiento sino, por lo contrario, a las pautas de investigación científico tecnológicas propias de un periodo de entreguerras.
A principios de los años cuarenta, Higinbotham trabajaba en el Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT) en un innovador sistema de radares que formaba parte del “Proyecto Manhattan”, un plan estadounidense cuya principal finalidad fue el diseño de la primera bomba atómica. Sus estudios fueron aplicados más tarde en un modelo de avión llamado “Enola Gay”, encargado de bombardear Hiroshima el 6 de agosto de 1945 con “Little Boy”, el nombre con que bautizaron dicha bomba. Higinbotham inició a partir de entonces una vida activista antinuclear cuyo reconocimiento fue opacado por el título que le adjudicó la historia más tarde como el creador de los videojuegos.

El impacto provocado finalizada la Segunda Guerra Mundial por los bombardeos realizados en Japón causó una fuerte conmoción en la opinión pública que demostró su terror frente a la producción nuclear. Estados Unidos intentó generar un tipo distinto de conciencia y se embarcó en una campaña de educación social sobre los beneficios de la ciencia y, sobretodo de la energía nuclear, en el campo civil. Sus esfuerzos se vieron reflejados en la diseminación de “ferias de ciencia” de las que participaba el Brookhaven National Laboratory.
Es en 1958 que Higinbotham presenta en la feria de ciencias de su ciudad “Tennis for Two”, un juego para dos personas en el que había que golpear la representación de una pelota por encima lo que simulaba ser una red. El sistema que utilizaba se basaba en la tecnología de los radares y trabajaba con un programa de cálculo de trayectorias que el ejército estadounidense usaba en esos años. El videojuego se visualizaba desde una perspectiva horizontal a la cancha, y no vertical como la del “Pong”, en la que se enfrentaban dos jugadores al mismo tiempo a través de sus mandos rudimentarios. El ordenador central estaba conectado a un osciloscopio y los joysticks funcionaban mediante giros de su palanca central que variaban el impulso que se le daba a la pelota para marcar en el campo del oponente.

video

Si bien el juego fue un gran éxito, el proyecto era demasiado caro para cumplir tan sólo propósitos de entretenimiento por lo que fue desmantelado al cabo de dos años y sus piezas destinadas a otras funciones. William Higinbotham evidentemente aún no se percataba de la importancia de su invento y cometió el error de no patentarlo, contribuyendo a la gran discusión que aún existe respecto a cual fue realmente el primer videojuego de la historia. Sin embargo, y a pesar de su arduo trabajo en contra del desarrollo nuclear que realizó tiempo antes de morir le dijo a su hijo que era consciente de que sería recordado por su invención del videojuego, más que por la dura tarea contra la proliferación nuclear que realizó hasta el último de sus días. Y si bien para nosotros no fue el creador de los videojuegos reconocemos el enorme aporte que hizo a la industria transformando con la video animación este mundo y dándole un entretenimiento mucho mayor para el futuro.

Fuentes:
- "Arte y videojuego. El videojuego como herramienta artística"
- Vida extra

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada